viernes, 17 de agosto de 2012

Ok del Vaticano.

Tarde pero segura, la Santa Sede se expidió afirmativamente sobre un asunto espinoso y omnipresente en el debate público: ver o no ver este show de culto. Fin de la polémica, pues. Y alivio para muchos que lo seguíamos con culpa. Todos los fundamentos de la decisión pontificia, dándose una vueltita por aquí.

4 comentarios:

iris dijo...

Naaa ¿los Simpson dan un mensaje de esperanza (religiosa supongo porque sino no vale)? ¿El vaticano no estará pasando por una fase de excesivo optimismo?

Manfred Pichota dijo...

Me parece que ven lo que quieren ver. Algo de esto dicen incluso los propios feligreses en los comentarios a la nota.

edu, desde el barrio, dijo...

Alucinante en todo el sentido de la palabra.
Jamás hubiera imaginado que los signos de dios son amarillos!

Manfred Pichota dijo...

El Diario del Vaticano es amarillo como El Cronista.